Semana Santa pasada por agua

Y es que no falla, tenemos un sol de justicia, la gente paseando por los paseos marítimos, las pieles tostándose bajo el sol pero es llegar la Semana Santa y vaya, vaya, aquí no hay playa!! O más bien, lo que hay es un torrente de agua. Esta mañana estaba viendo desde las ventanas de mi casa la tormenta que estaba cayendo (que es siempre como hay que ver las tormentas, bien calentito metido en una casa) y lo único en que podía pensar era «vaya por dios, ya vamos a tener en la tele los rostros descompuestos y arrasados…

Seguir leyendo